sábado, 10 de septiembre de 2011

Una vez que una mujer te da la espalda, olvídala: te aman y de repente algo se da la vuelta. Te pueden ver muriéndote en una cuneta, atropellado por un coche y pasarán a tu lado escupiéndote

Charles Bukowski. 
Mujeres.



No hay comentarios:

Publicar un comentario